Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
Publicidad   |   Hemeroteca   |   Haz de Portaluz tu página de inicio   |   Quienes Somos   |   Contacto        Viernes, 10 de julio de 2020
Portaluz.org. No hay nada oculto que no haya de saberse (Mt 10,26)
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Instagram Accede a nuestros RSS    
 
Buscar
ÚLTIMA HORA

Crónicas de un obsoleto 14. Sí. Es un Genocidio

Actualizado 17 abril 2015  
Compartir: Acceder al RSS Añadir a Facebook Añadir a Twitter Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   Comentar 0
Mauro Matthei   


Estimados lectores: en la crónica anterior habíamos intentado rendir un modesto  homenaje a alguno de los antiguos monjes orientales, especialmente en vista de los atropellos que sufren ahora las poblaciones cristianas en el Medio Oriente. El Papa Francisco ha tenido el valor de conmemorar el centenario de la muerte de 1,5 millones de armenios como “primer genocidio del siglo XX”. Las reacciones han sido vivaces, como era de esperarse, ya que se trata de una herida que posteriormente adquirió dimensiones mucho más hondas y afecta la sensibilidad de una humanidad orgullosa de sus progresos. A aquel primer genocidio de 1915, siguió el de los campesinos rusos en 1920, el de los judíos bajo el régimen de Hitler entre 1939 y 1945, el de los chinos en tiempos de Mao Dse Tung, el de Camboya bajo Pol Pot, para no citar sino las catástrofes mayores. La ilustración del siglo XVIII, creadora del concepto de “progreso”, había alcanzado popularidad y apariencias de certeza definitiva por medio de la denuncia de los males del oscurantismo y de la fe religiosa, calificada posteriormente por Marx como “opio del pueblo”. Las dos guerras mundiales fueron el primer desmentido de esta nueva fe. Pero las “malas noticias” no dejaron de resonar, una tras otra.

            Ahora bien, nuestro homenaje, mostraba un trasfondo de la disyuntiva “progreso-oscurantismo” en la otra disyuntiva entre “hombres que creen en la transformación del hombre” y “hombres que creen en la transformación del mundo” Sin duda, los segundos son los partidarios del progreso indefinido, actualmente hegemónicos y los primeros son evidentemente los atrasados, felizmente en la minoría. Los monjes, por su mismo temperamento y otras razones más, creen en la transformación del hombre y sostienen que ningún éxito conseguirán con la transformación del mundo por medio de hombres no transformados. El hombre, así como está, no sirve. Sólo es capaz para aumentar el dolor y el sufrimiento. En otras palabras, necesita ser “salvado”. ¿Cuántos tendrán conciencia de eso?

            Isaac de Nínive (+700) era oriundo de Qatar en el Golfo Pérsico, pero se dio a conocer en Nínive, una de las ciudades más antiguas del mundo que hoy lleva el nombre de Tikrit. Hace poco ella  hizo noticia porque fue reconquistada por las tropas de Irak de las garras siniestras del califato islámico. Isaac fue monje y, por lo tanto, no pretendió cambiar el mundo, pero escribió abundantemente sobre la transformación del ser humano, bajo la mano de su Creador y Redentor. Vale la pena leerlo.

 
Compartir: Acceder al RSS Añadir a Facebook Añadir a Twitter Añadir a del.icio.us Buscar en Technorati Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   Comentar 0
 Comentar
 Otros artículos de Opinión
La nueva normalidad del corazón
La moral del Diablo
Un magisterio para la paz y contra la hipocresía
Evangelizar y reforzar la conciencia de ser pueblo de Dios, liberar el mundo, sanar la Tierra, conquistar el espacio (I)
Estatuas
Cuando el Evangelio resulta difícil
Olvidaron lo fundamental
La perenne normalidad eucarística
Feminismos contrapuestos
Cartas del sobrino a su diablo (XX)

RSS
Nació en 1929 y lleva 63 años buscando conocer y fundirse en el misterio de Dios. Su currículum es extenso, como el rico patrimonio que sus escritos e investigaciones sobre historia, han legado a la cultura y a la iglesia. Es Mauro Matthei, el primer monje benedictino de origen chileno, quien a sus 85 años comparte en Portaluz su pasión por seguir a Cristo según la regla de san Benito; como sus sabias reflexiones.
ARCHIVO
ABRIL 2015

Crónicas de un obsoleto 15. "La sabiduría de Agatón"

Crónicas de un obsoleto 14. Sí. Es un Genocidio

Crónicas de un obsoleto 13. "No olvidar a nuestros hermanos perseguidos"

Crónicas de un obsoleto 12. Un teólogo me supone ingenuo, por lo del "ángel"

Ver posts de otros meses

MAYO 2016 (1 artículos)

MARZO 2016 (2 artículos)

ENERO 2016 (1 artículos)

NOVIEMBRE 2015 (2 artículos)

OCTUBRE 2015 (2 artículos)

SEPTIEMBRE 2015 (2 artículos)

AGOSTO 2015 (2 artículos)

JULIO 2015 (4 artículos)

JUNIO 2015 (2 artículos)

MAYO 2015 (4 artículos)

ABRIL 2015 (4 artículos)

MARZO 2015 (3 artículos)

ENERO 2015 (2 artículos)

DICIEMBRE 2014 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2014 (2 artículos)

Divino amor hecho carne

Divino amor hecho carne

El siglo de los mártires

El siglo de los mártires

Cultos afroamericanos y cristianismo

Cultos afroamericanos y cristianismo

LO MÁS LEÍDO
1 El día en que Padre Pío y Mons. Karol Wojtyla se unieron en oración pidiendo a Dios su misericordia
2 La nueva normalidad del corazón
3 Cartas del sobrino a su diablo (XX)
4 La moral del Diablo
5 El tratamiento contra el cáncer del actor Val Kilmer y el peligro de la secta Ciencia Cristiana
6 Ponte, el escritor homosexual que cuestiona en Italia ley sobre homofobia y transfobia
7 "Ora et Labora". "A Dios rogando y con el mazo dando". Católicos que viven las exigencias del amor fraterno
8 Cardenal Cañizares denuncia "obra del diablo": crean vacunas contra el Covid 19 "con células de fetos abortados"
9 Estatuas
YOUTUBER DESTACADO
   |   Hemeroteca   |   Quiénes Somos   |   Contacto   |   Suscríbete   |   Política de Privacidad   |   Cookies   |   Aviso Legal   |    RSS   |