Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
Publicidad   |   Hemeroteca   |   Haz de Portaluz tu página de inicio   |   Quienes Somos   |   Contacto        Domingo, 7 de marzo de 2021
Portaluz.org. No hay nada oculto que no haya de saberse (Mt 10,26)
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Instagram Accede a nuestros RSS    
 
Buscar
ÚLTIMA HORA

50 Años de Humanae Vitae

50 Años de Humanae Vitae
Actualizado 21 julio 2018  
Compartir: Acceder al RSS Añadir a Facebook Añadir a Twitter Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   Comentar 0
Dr. José Maria Simón Castellví   


En el quincuagésimo aniversario de la Carta encíclica de Pablo VI vienen a mi mente algunos pensamientos. El primero es de gratitud. A pesar de todas las presiones posibles, coherente con las enseñanzas de papas anteriores y con una clarividencia excepcional respecto a lo que es la naturaleza sana, aquel papa santo estudia personalmente la cuestión de la regulación de los nacimientos y dictamina como primer pastor y doctor ateniéndose a las consecuencias de lo mundano y a la incomprensión de algunos de los “buenos”.

La cotransmisión de la vida humana es una de las responsabilidades más grandes que se han dado a los esposos. El número de seres humanos pasados y venideros es finito. La participación de las labores de este mundo y la posibilidad cierta de una vida eterna es un regalo de los más dignos que el humano puede dar a la siguiente generación. Si por pereza o poca comprensión se retrasa o evita un nuevo nacimiento, un ser humano concreto, único e irrepetible no vendrá al mundo. Se rechaza un regalo triple: para los padres, para el ser que no es cocreado y para la humanidad.

La fertilidad de la esposa no es una enfermedad. La mujer es fértil unos cuantos días de su ciclo mensual lunar. Otros muchos días no será posible naturalmente concebir a un hijo pero sí serán posibles muchos actos de unión de los esposos para aumentar su cariño, ayudarse a mejorar como familia que crece y a superar las penurias terrenas o inclinaciones no rectas. No es ningún abuso concluir que, dados los ciclos de fertilidad-infertilidad de la esposa, es en su reconocimiento que se puede posponer un nacimiento por motivos graves como alguna enfermedad en la familia, por pobreza extrema u otro motivo serio.

Pablo VI nos pidió a los médicos ayudar a los esposos en los aspectos delicados de su relación para darles consejos sabios y directrices sanas que de nosotros esperan con todo derecho. La Medicina estudia tanto la fisiología (el funcionamiento sano del cuerpo) como la patología. Muchos avances nos han llevado a reconocer perfectamente los periodos fértiles y los infértiles. Y mucho puede hacerse a favor de los esposos que tienen dificultades para concebir o que tienen ciclos irregulares.

El ser humano es capaz de logros grandiosos y de avances científicos, educativos y técnicos impresionantes. Y ello especialmente en colaboración de personas para lograr mejoras para todos. Creo sinceramente que la mejor manera de servir a la humanidad es considerar siempre al hijo como un don, trabajar para que los niños encuentren un lugar mejor en nuestra casa común, la Tierra y en dotar a los esposos con los recursos educativos que les permitan regular su fertilidad de manera natural si ello es necesario.

 
Compartir: Acceder al RSS Añadir a Facebook Añadir a Twitter Añadir a del.icio.us Buscar en Technorati Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   Comentar 0
 Comentar
 Otros artículos de Opinión
Carta al poeta Luca Milanese
Religiones por la paz
En esta hora de Dios
Cada vida importa, misterio y fragilidad
Nos apremia, personal y socialmente, creer en Dios, hoy
Jesús y las bromas
Servidores y no dominadores
La fragilidad humana nos interpela
Ministerios laicales femeninos
Año Jubilar de la Familia, a los cinco años de "Amoris Laetitia"

RSS
El Doctor José María Simón Castellví es el Presidente de la Federación Internacional de Asociaciones Médicas Católicas (FIAMC)
ARCHIVO

Ver posts de otros meses

JULIO 2018 (1 artículos)

ABRIL 2016 (1 artículos)

NOVIEMBRE 2014 (1 artículos)

JULIO 2013 (1 artículos)

San Juan Pablo Magno

San Juan Pablo Magno

La verdad nace de la carne

La verdad nace de la carne

María, signo de esperanza

María, signo de esperanza

LO MÁS LEÍDO
1 Son decenas los medios de comunicación españoles, engañados por la secta "Pare de Sufrir"
2 Papa Benedicto XVI y una desconocida promesa de la Virgen: ¡Bastan Tres Ave Marías para llegar al cielo!
3 "Chet" era un adicto, antisistema y ateo. Pero "Dios se me reveló" cuenta este joven hijo del actor Tom Hanks
4 Testimonio de sacerdote perseguido en Irak: "Yo tengo siempre tres palabras en mi corazón: rezar, perdón y fe"
5 "En nombre de Dios…" una valiente monja arriesga su vida por salvar a cientos de jóvenes en Myanmar
6 Transmisión online. Junto a Papa Francisco en su viaje apostólico a Irak
7 Papa Francisco: "Gracias a Jesucristo, la oración nos abre de par en par a la Trinidad, al mar inmenso de Dios que es Amor"
YOUTUBER DESTACADO
   |   Hemeroteca   |   Quiénes Somos   |   Contacto   |   Suscríbete   |   Política de Privacidad   |   Cookies   |   Aviso Legal   |    RSS   |