Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
Publicidad   |   Hemeroteca   |   Haz de Portaluz tu página de inicio   |   Quienes Somos   |   Contacto        Miércoles, 21 de agosto de 2019
Portaluz.org. No hay nada oculto que no haya de saberse (Mt 10,26)
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Instagram Accede a nuestros RSS    
 
Buscar
ÚLTIMA HORA

Abandonada por sus padres y víctima de abusos sexuales encuentra la paz en Cristo Eucaristía

Abandonada por sus padres y víctima de abusos sexuales encuentra la paz en Cristo Eucaristía
A los 13 años, quizá porque desde pequeña presenció las borracheras de sus padres, quizá por la rabia que le dejaron los abusos sexuales padecidos, también ella empezó a consumir alcohol.
Actualizado 3 mayo 2019  
Compartir: Acceder al RSS Añadir a Facebook Añadir a Twitter Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   Comentar 0
Portaluz   


El proceso para sanar la violencia padecida durante años quedó concluido, dice Yuly Andrea Vargas, cuando descubrió el profundo sentido de dar el diezmo a su Iglesia. “Dios no se deja ganar en generosidad”, afirma.
 
Los padres de Yuly terminaron su vínculo siendo ella pequeñita, luego de vivir durante años como convivientes y haber sido atrapados por el alcoholismo. Ella no recuerda haber sido feliz en su infancia.
 
Madres: No dejen a sus hijos
 
Hoy, a sus 29 años, confidencia a Portaluz los terribles abusos que padeció a manos de parientes, cuyo daño emocional solo lograría empezar a sanar gracias a la fe y vida sacramental. La primera vez fue a los 4 años y la segunda a los 7. “No hubo acceso carnal pero sí abuso sexual cuando yo tenía 4 años y volvió a ocurrir cuando tenía 7”, señala.
 
Hoy, al ser madre -agrega- y por lo vivido, se cuestiona el dejar al cuidado de otros a sus hijos; ya sea en jardines o en el propio hogar. Ironiza señalando que buena parte del sueldo que una mujer recibe lo destina para pagar por el cuidado de sus hijos… “Creo que una de las mentiras y herramienta del demonio ha sido sacar a la mujer de la casa, pues nadie va a hacer mejor el trabajo de crianza que nosotras”, declara Yuly.
 
La oración de una madre
 
A los 13 años, quizá porque desde pequeña presenció las borracheras de sus padres, quizá por la rabia que le dejaron los abusos sexuales padecidos, también ella empezó a consumir alcohol.  “En mi familia siempre en las reuniones había alcohol, entonces con mis primos también tomábamos, y como en todas las fiestas había alcohol yo quería hacer lo mismo”.
 
Se dejó luego arrastrar por el hedonismo y a sus 16 años salía a rumbear (irse de fiesta) todos los fines de semana hasta embriagarse. A los 17 años tuvo sus primeras relaciones sexuales consentidas, con un muchacho que acabó siendo un abusador. En un momento Yuly incluso pensó en suicidarse y cree que logró evitarlo gracias a que “Dios atendió las oraciones” de su madre, quien por entonces había recuperado la tuición legal de la joven.
 
Para cuando cumplió 24 años ya estaba conviviendo con quien sería su futuro esposo. Hastiada de su vida, al poco de iniciado el vínculo, habiendo abandonado por demasiado tiempo toda devoción, vida de oración y práctica sacramental, esta joven colombiana fue diagnosticada con depresión. A más triste estaba, aumentaba su compulsión autodestructiva, intentando aturdirse en alcohol y fiestas. Nada lograba, seguía llorando a diario, sin poderse contener
 
Confiar en la Providencia
 
Precisamente en medio de su oscuridad logró ver la voluntad misericordiosa de Dios y como en tantos otros testimonios presentados en Portaluz, la fuerza arrolladora del amor de Dios llegó de forma suave, silenciosa, paterna…
 
“Un día quise entrar a una iglesia, a la iglesia donde mi mamá nos había llevado como a los 8 años. Estaba comenzando la misa y en la eucaristía, el Señor me empezó a sanar. Desde ese día empecé a ir cada semana a misa sin faltar. Durante ese primer año el Señor me sanó, nos casamos con mi esposo -llevamos ya tres años de casados por la iglesia- y Dios nos bendijo con un hermoso hijo”.
 
Habiendo vivido también su esposo un proceso de conversión durante las charlas de preparación para el bautismo del hijo, llegaría una primera prueba de crecimiento en la fe. Económicamente las cosas no les iban bien y, movida por una certeza más de fe que racional, Yuly le propuso entonces a su esposo ofrendar de lo poco que tenían a la parroquia. Desde que iniciaron su donación, en momentos de estrechez, dice Yuly, mejoró la economía familiar: “Dando el diezmo nos rinde más la plata y ha tocado el corazón de mi esposo muchísimo. En la biblia dice que el Señor nunca se deja ganar en generosidad… invito a todos a tener más confianza en su Palabra, decirle Jesús en ti confío, no dejar de orar el santo Rosario e imitar a María como esposa y madre
 
Compartir: Acceder al RSS Añadir a Facebook Añadir a Twitter Añadir a del.icio.us Buscar en Technorati Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   Comentar 0
 Comentar
 Otros artículos de Familia
Un matrimonio cuyo hijo fue asesinado visita la cárcel y brinda apoyo a jóvenes presos
"Adoptar tiene dos caras": El relato apasionado de una madre que viajó hasta China a encontrar su hijo
"#No te calles Cuéntalo": El libro que muestra su eficiencia para prevenir los abusos y también destaparlos
La Virgen de Guadalupe salvó la vida de un bebé prematuro a quien los médicos ya casi daban por desahuciado
Estudio global revela tendencia a un aumento del aborto de bebés si son de sexo femenino
Una mujer tardó cuarenta años en perdonar y perdonarse. Contemplar a Jesús crucificado fue su medicina
Víctima de violencia confiesa: "Le tenía odio a mi papá y escuché la voz del Señor invitándome al perdón"
Eran ateos y su hija de 8 años les dijo que ella quería ser católica
La persecución y ataque a los valores cristianos en la educación aumenta los "homeschoolers"
El amor nació en la JMJ de Brasil y ahora se casan en la de Panamá


Divino amor hecho carne

Divino amor hecho carne

El siglo de los mártires

El siglo de los mártires

Cultos afroamericanos y cristianismo

Cultos afroamericanos y cristianismo

LO MÁS LEÍDO
1 Padre Bamonte líder de los Exorcistas: ¡Los demonios reconocen que el Corazón Inmaculado de María triunfará!
2 La campaña que demanda… ¡Basta de abuso basta de vientres de alquiler!
3 Pornoadictos
4 Las razones de una fiscal para afirmar que su accidente cerebrovascular fue "una bendición de Dios"
5 El impactante relato de cómo vio la Asunción de la Virgen una testigo privilegiada
6 Creo en Dios y en la Vida
7 El adolescente que atrapó la intimidad espiritual de padre Pío con su cámara fotográfica
8 "El deseo de Dios se me hizo irresistible": La vital confesión de un joven que pronto será sacerdote
9 Chesterton y el obispillo
YOUTUBER DESTACADO
   |   Hemeroteca   |   Quiénes Somos   |   Contacto   |   Suscríbete   |   Política de Privacidad   |   Cookies   |   Aviso Legal   |    RSS   |