Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
Publicidad   |   Hemeroteca   |   Haz de Portaluz tu página de inicio   |   Quienes Somos   |   Contacto        Martes, 27 de octubre de 2020
Portaluz.org. No hay nada oculto que no haya de saberse (Mt 10,26)
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Instagram Accede a nuestros RSS    
 
Buscar
ÚLTIMA HORA

Disparates científicos

Disparates científicos
Actualizado 26 septiembre 2020  
Compartir: Acceder al RSS Añadir a Facebook Añadir a Twitter Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   Comentar 0
P. Pedro Trevijano   


La primera vez que oí hablar de la ideología de género, pensé, ante tal sarta de disparates, que mi interlocutor me estaba tomando el pelo. Cuando, a mi vez, me ha tocado explicar ante personas que me preguntan que qué es eso de la ideología de género, es decir gente que no tiene ideas preconcebidas, normalmente tengo que asegurarles que estoy hablando en serio y que no me estoy riendo de ellos.

Y es que, si nos fijamos bien, la ideología de género encadena los disparates científicos con las aberraciones morales.

Empecemos por el aspecto científico. La ideología de género transmite una burda mentira, ya que niega la realidad del ser humano como hombre o mujer. Como dijo Benedicto XVI: Según esta filosofía, el sexo ya no es un acto originario de la naturaleza, que el hombre debe aceptar y llenar personalmente de sentido, sino un papel social sobre el que se decide autónomamente… Niega la propia naturaleza y decide que ésta no se le ha dado como hecho preestablecido, sino que es él mismo quien se la debe crear» (Discurso a la Curia Romana del 21 de Diciembre del 2012). Según esta ideología soy yo quien decide libremente si deseo ser varón o mujer, como si yo, varón, no tuviese el cromosoma Y y un aparato genital masculino, bien distinto del femenino. Ahora bien, si yo decido ser mujer, pues lo soy y se acabó, lo que no impide que si fuese más joven y me mandan a una cárcel de mujeres, pueda dejar a alguna embarazada, como ya ha sucedido. El colmo de la idiotez es que me contaron que le preguntaron a una embarazada si esperaba niño o niña y respondió: «No lo sé, ya lo decidirá cuando sea mayor».

Me parece también muy interesante lo sucedido en la clínica Johns Hopkins de Baltimore, donde el Dr. Money (Money es apellido) realizó numerosas operaciones de reasignación de sexo. Al morir este médico, se les ocurrió investigar a cincuenta transexuales tratados por el famoso médico. El resultado fue demoledor: ninguno de ellos había obtenido ningún beneficio con esos programas de identidad sexual.

El problema de esta ideología y sus afines es que, cuando lo que ellos defienden choca con la realidad, es la ideología la que tiene razón, no la realidad, mientras recuerdo que a mí me enseñaban en el Seminario: «contra el hecho no valen argumentos», que desde luego me parece mucho más serio. Y aquí no puedo sino recordar el famoso autobús de Hazte Oir con su eslogan «Los niños tienen pene, las niñas tienen vagina», pero que se oponía al políticamente correcto de «los niños tiene pene; los niños tienen vagina; las niñas tienen vagina; las niñas tienen pene» … Pregunto: ¿desde cuándo los niños tienen vagina y las niñas pene? Pues el citado autobús no pudo entrar en varias ciudades por políticamente incorrecto para vergüenza y ganas de hacer el ridículo de quienes tal cosa impidieron.

Acabo de leer en InfoCatólica que Martina Navratilova, la mejor tenista mundial durante varios años y lesbiana se opone rotundamente a que los transexuales participen en competiciones femeninas, pues afirma en contra de lo políticamente correcto: «Las reglas sobre los atletas trans recompensan a los tramposos y castigan a los inocentes». No hace mucho escribí en mi artículo en InfoCatólica «Necios» lo siguiente: «Creo que la tumba de la ideología de género va a ser el deporte femenino. Cuando se den treinta o cuarenta casos de transexuales que se llevan las medallas en los deportes femeninos, las mujeres, hartas que les roben sus medallas, se plantarán y dirán que el varón es varón y la mujer, mujer, y si alguien pretende otra cosa, que lo pruebe, que su palabra no basta». A Navratilova se le están uniendo muchas otras deportistas, por lo que este movimiento ya ha empezado.

Pero sobre todo lo que a mí más me asombra es sus ganas de combatir la familia. La destrucción de la familia, como dicen las principales ideólogas de este movimiento, es uno de los objetivos principales a conseguir. En esta línea Simone de Beauvoir afirmó: «no debe permitirse a ninguna mujer quedarse en casa para criar a sus hijos.La sociedad debe ser totalmente distinta. Las mujeres no deben tener esa posibilidad, precisamente porque si existiese, demasiadas mujeres optarían por ella». Para nosotros el matrimonio y la familia son ciertamente el fundamento básico de la sociedad, su célula primordial, el núcleo fundamental de la convivencia humana, el lugar privilegiado para todos y muy especialmente para los niños, de aprendizaje de los valores morales, espirituales y religiosos, lo que permite crear el espacio adecuado donde el amor, la educación y el desarrollo integral de la persona pueden realizarse de la mejor manera posible.

Lo malo de estos disparates científicos es que, con frecuencia, van acompañados de la maldad. Detrás de la ideología de género, y como bien escribió el entonces cardenal Bergoglio, en Carta a las Carmelitas Descalzas de Buenos Aires, está el príncipe de este mundo, es decir Satanás.

 
Compartir: Acceder al RSS Añadir a Facebook Añadir a Twitter Añadir a del.icio.us Buscar en Technorati Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   Comentar 0
 Comentar
 Otros artículos de Opinión
Europa calla ante el genocidio turco islamista contra los armenios cristianos
El Príncipe de las Mentiras
La toma de decisiones
¿Dónde está el Padre en ´Fratelli Tutti´?
La eutanasia de la razón (I)
Amistad y ciudadanía
Abrazos de Luz
Santa Sede y China: El Acuerdo Provisional se refiere exclusivamente al proceso de nombramiento de obispos
En la caverna platónica
La buena literatura italiana

RSS
P. Pedro Trevijano. Sacerdote, doctor en Teología Moral, por el Alfonsiano de Roma. Licenciado en Derecho.
ARCHIVO
SEPTIEMBRE 2020

Disparates científicos

Misericordia, Pecado y Perdón

Ver posts de otros meses

AGOSTO 2020 (1 artículos)

JULIO 2020 (3 artículos)

JUNIO 2020 (1 artículos)

MAYO 2020 (2 artículos)

ABRIL 2020 (3 artículos)

MARZO 2020 (2 artículos)

ENERO 2020 (2 artículos)

DICIEMBRE 2019 (1 artículos)

NOVIEMBRE 2019 (3 artículos)

OCTUBRE 2019 (4 artículos)

AGOSTO 2019 (1 artículos)

JULIO 2019 (2 artículos)

JUNIO 2019 (2 artículos)

MAYO 2019 (4 artículos)

MARZO 2019 (3 artículos)

ENERO 2019 (3 artículos)

DICIEMBRE 2018 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2018 (3 artículos)

OCTUBRE 2018 (2 artículos)

AGOSTO 2018 (2 artículos)

JUNIO 2018 (1 artículos)

MAYO 2018 (1 artículos)

ABRIL 2018 (2 artículos)

MARZO 2018 (2 artículos)

FEBRERO 2018 (1 artículos)

ENERO 2018 (2 artículos)

DICIEMBRE 2017 (3 artículos)

NOVIEMBRE 2017 (3 artículos)

OCTUBRE 2017 (2 artículos)

SEPTIEMBRE 2017 (3 artículos)

AGOSTO 2017 (1 artículos)

JUNIO 2017 (2 artículos)

MAYO 2017 (2 artículos)

ABRIL 2017 (1 artículos)

MARZO 2017 (2 artículos)

NOVIEMBRE 2016 (4 artículos)

OCTUBRE 2016 (3 artículos)

SEPTIEMBRE 2016 (1 artículos)

AGOSTO 2016 (1 artículos)

JULIO 2016 (1 artículos)

JUNIO 2016 (4 artículos)

MAYO 2016 (1 artículos)

ABRIL 2016 (1 artículos)

MARZO 2016 (1 artículos)

ENERO 2016 (3 artículos)

DICIEMBRE 2015 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2015 (3 artículos)

SEPTIEMBRE 2015 (1 artículos)

AGOSTO 2015 (3 artículos)

JULIO 2015 (2 artículos)

JUNIO 2015 (4 artículos)

ABRIL 2015 (1 artículos)

MARZO 2015 (1 artículos)

ENERO 2015 (1 artículos)

DICIEMBRE 2014 (2 artículos)

NOVIEMBRE 2014 (1 artículos)

JULIO 2014 (1 artículos)

JUNIO 2014 (1 artículos)

San Juan Pablo Magno

San Juan Pablo Magno

La verdad nace de la carne

La verdad nace de la carne

María, signo de esperanza

María, signo de esperanza

LO MÁS LEÍDO
1 Exorcista Luis Escobar denuncia "ritual satánico" en el contexto de los ataques a Iglesias en Chile
2 "Papi Pedro", el misionero que dio su vida en Ecuador salvando a siete niños de morir ahogados
3 Secuestrado por yihadistas su "único apoyo" era rezar el Santo Rosario. Ora por la conversión de sus carceleros
4 Iglesia Católica 2020: Aumentan los católicos, disminuyen los sacerdotes. Hay más seminaristas y laicos misioneros
5 Adoradores dan potente testimonio en Youtube: "Una capilla de adoración es un foco de luz. Sumadas, un país se ilumina"
6 Stéphanie Pillonca sorprende con un film sobre la discapacidad: "Creo en un Dios que nos guía y conforta"
7 Europa calla ante el genocidio turco islamista contra los armenios cristianos
8 Satanistas demandan a una agencia de publicidad por negarse a difundir carteles de su "Ritual de Aborto Religioso"
9 El tesoro que descubrió misionando una joven laica española: "Si la oración falla, todo te empieza a fallar"
YOUTUBER DESTACADO
   |   Hemeroteca   |   Quiénes Somos   |   Contacto   |   Suscríbete   |   Política de Privacidad   |   Cookies   |   Aviso Legal   |    RSS   |