Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
Publicidad   |   Hemeroteca   |   Haz de Portaluz tu página de inicio   |   Quienes Somos   |   Contacto        Viernes, 25 de junio de 2021
Portaluz.org. No hay nada oculto que no haya de saberse (Mt 10,26)
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Instagram Accede a nuestros RSS    
 
Buscar
ÚLTIMA HORA

Una mujer en Colombia propone "penitencia por amor", para sanar heridas desde el vientre materno

Una mujer en Colombia propone "penitencia por amor", para sanar heridas desde el vientre materno
"No tienes que hacer absolutamente nada extraordinario, solo ir a la iglesia, buscar a Dios, buscar a la Madre de Dios".
Actualizado 24 abril 2020  
Compartir: Acceder al RSS Añadir a Facebook Añadir a Twitter Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   Comentar 0
Portaluz. Ana Beatriz Becerra   


Jeanet Martínez es una orientadora familiar colombiana, quien hace 27 años inició un camino de conversión y servicio a Dios en el prójimo. Salvar almas, salvar vidas, es su pasión. Y para todos propone un camino que ella misma ha recorrido: Penitencia, por amor.
 
Durante el diálogo con Portaluz recuerda cómo en su vida, la formación del padre que imponía la fe a rajatabla casi termina alejándola de Dios… “Fui criada en una familia de un militar, soy la cuarta de 8 hijos, mi papá un hombre muy católico, pero nos enseñó la fe de una manera muy fuerte. Él era un hombre muy rígido, era militar y pues el que no rezara recibía un castigo, recibía una fuerte paliza”.
 
Esto provocó que en su temprana juventud Jeanet se alejara de la fe. Se casó proco después, apenas cumplidos los veinte. “Durante los primeros 17 años de casada viví sin Dios, eduqué a mis dos hijas en una vida light; escasamente en un entierro o en un bautizo íbamos a la iglesia”, recuerda y prosigue resumiendo así su proceso de conversión posterior:
 
“… Todo el dolor y la tristeza que me fue causando el ver que yo no era feliz plenamente, que me faltaba algo -sabiendo que lo tenía todo-, me llevó a buscar algo mucho más grande y fuerte. Fue entonces que encontré de nuevo el amor de Dios que estaba en mi corazón. Desde ahí comencé a trabajar por mi conversión, por la sanación de todas mis heridas y las que yo había causado a otras personas, entre ellas a mi hija, a mi esposo”.
 
Un intento de suicidio
 
Se acercaba a cumplir los cuarenta años de vida cuando recibió el llamado telefónico de una suicida que le pedía ayuda. Era una antigua amiga de la universidad. Le contó que había abortado hace algún tiempo y estaba destrozada espiritualmente. Este hecho marcaría el futuro apostolado de Jeanet. “Solo se me ocurrió decirle a ella que por favor se diera una oportunidad, que tomara un vasito con agua, que se durmiera, que le pidiera al Espíritu Santo y a su ángel de la guarda. Cuando ella cuelga tomé a mi bebé, la levanté en mis brazos y oré al Señor diciendo: por esta niña que no te ha ofendido Señor dale una oportunidad a esta persona que te ha ofendido pues está en la oscuridad. Tiempo después ella me confidenció que estuvo dos días durmiendo. El Señor se quedó con ella sanándole su corazón, pues al despertar se fue directo a confesarse encontrando así la paz en la misericordia de Dios”.
 
Buscar a Dios


 
Desde esos primeros pasos, según diversos testimonios disponibles en redes sociales, esta mujer colombiana ha sido una buena samaritana para muchas personas. De hecho, aliada con otros laicos y sacerdotes forjarían una propuesta de sanación, de reconciliación “para sanar desde el vientre materno” el alma, señala en un libro que resume un camino de reencuentro con Dios llamado: “Penitencia por amor”.
 
“Es un paso a paso, lo primero que tiene que hacer la persona es hacer una confesión de vida… No tienes que hacer absolutamente nada extraordinario, solo ir a la iglesia, buscar a Dios, buscar a la Madre de Dios, buscar a la Virgen María porque ella recibió al pie de la cruz un mandato cuando Jesús dijo: ‘Madre he ahí a tu hijo’; y a nosotros nos dijo: ‘He ahí a tu Madre’”, destaca Jeanet. Su apostolado se concentra hoy en la Fundación Creo, desde donde ofertan una gama de servicios para el cuidado de la vida según los valores del Evangelio.
 
 
Entrevista a Jeanet publicada en el canal YouTube de la Arq. de Bogotá




 
Compartir: Acceder al RSS Añadir a Facebook Añadir a Twitter Añadir a del.icio.us Buscar en Technorati Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   Comentar 0
 Comentar
 Otros artículos de Fe y Cultura
La oración de "Toval" mientras pintaba a la Virgen de la Cabeza
La oración de la periodista española Eva Encina: «Necesito sentir cada día la presencia de Jesús»
La Tilma de la Virgen de Guadalupe se salvó de ser destruida oculta en un ropero
En el teatro Orpheum de Vancouver una joven atea inicia su conversión al escuchar por primera vez el Ave María
«Ante la ausencia del Estado el crimen organizado tiene un rico caldo de cultivo para generar muerte», denuncia Mons. Óscar Fernández
Informe 2021 de la libertad religiosa en el mundo: Aumentan la intolerancia, la persecución y la violencia
La gracia de Dios que proclama un joven escultor español: "Mi trabajo es otra forma de rezar"
Testimonio de sacerdote perseguido en Irak: "Yo tengo siempre tres palabras en mi corazón: rezar, perdón y fe"
"En nombre de Dios…" una valiente monja arriesga su vida por salvar a cientos de jóvenes en Myanmar
Su voz es para el "cante", pero en el corazón de Virginia Gámez reina Dios


La Pasión de Cristo

La Pasión de Cristo

Sanación de la pareja

Sanación de la pareja

La total pequeñez o la vida en María

La total pequeñez o la vida en María

LO MÁS LEÍDO
1 Sacerdote cubano advierte sobre la santería: «un mundo de miedos, culpabilidades y sufrimiento»
2 «El marxismo está ganando la guerra ideológica mundial»
3 El Papa Francisco a los adultos mayores: «Somos parte activa en la rehabilitación y el auxilio de las sociedades heridas»
4 Los 70 años de sacerdote de Joseph Ratzinger: una fe renovada incesantemente
5 Rodeados por quienes piensan lo mismo
6 ¿Qué me pide ahora el amor?
7 Lo que nos está cayendo encima
8 Diario de José de Nazaret: Grandeza y fragilidades de la vida corriente
9 Martirio en Myanmar: Soldados masacran a dos jóvenes católicos por reunir alimento para los desplazados
YOUTUBER DESTACADO
   |   Hemeroteca   |   Quiénes Somos   |   Contacto   |   Suscríbete   |   Política de Privacidad   |   Cookies   |   Aviso Legal   |    RSS   |